Los 10 errores más comunes en las páginas web

¿La página web de tu empresa comete algunos de estos errores?

1. Tienes una web pero nadie la encuentra: indexación y posicionamiento
De nada vale tener una web maravillosa si los buscadores (Google, Yahoo, bing, Ask…) no la tienen en cuenta, esto puede suceder por diferentes problemas, como que esté basada en formato flash o tenga marcos y enlaces en Javascript, etc.  Ya sabemos que Flash y el universo Apple nunca se han llevado bien, Flash no se ve correctamente en Ipads e Iphones, además Google lo ignora y no lo indexa en su buscador, si es tu caso deberías decirle adiós y apostar por el nuevo HTML5 que reproduce animaciones, vídeos, etc.
Si utilizas wordpress te recomendamos el plugin SEO de Yoast para optimizar tu web. Te permite eliminar otros plugins, como el XML Sitemaps, RSS Footer o Robots o No Index No Follow, porque WordPress SEO ya integra en su ámbito estas funcionalidad, y cuantos menos plugins más velocidad así que lo tiene todo. Para saber más sobre esta joya gratuita seguro que te interesa este artículo sobre posicionamiento.
2. Su diseño no es responsive, o lo que es lo mismo: No está adaptada a todos los dispositivos móviles (Smartphones, Iphones, tabletas, Ipads)
El diseño web responsive es aquel que se adapta al tamaño del dispositivo desde el que estamos visualizando una determinada web. Más del 60% de los usuarios utilizan dispositivos móviles para navegar en Internet y este porcentaje va en alza. Visitar una página que no está adaptada desde el móvil se puede convertir en una tortura, abrir el zoom, intentar presionar los botones del menú es incómodo, pero si se trata de ver productos apaga y vámonos,,, exactamente eso hacemos si intentamos ver algo en la página web de Conforama… (si algún día Conoforama se moderniza quitaremos este párrafo muy gustosamente)
Puedes comprobar como se visualiza tu web en diferentes dispositivos en:
quirktools.com/screenfly
Si la web de tu empresa es WordPress y no está adaptada puedes probar algún plugin creado para este fin. ¡Suerte! En Marabelia creamos las web adaptadas a todos los dispositivos móviles desde su nacimiento, of course.
3. No se ve correctamente en los navegadores más usados y sus diferentes versiones
Tenemos una web que mostramos con orgullo pero en el ordenador de la prima Luisa aparece absolutamente descuajaringada ¡horror de los horrores!
Hay que revisar concienzudamente como aparece nuestra web y cada una de sus páginas en todos los navegadores ¿cómo?
Aquí verás cómo se muestra en los navegadores Explorer
netrenderer.com
En el siguiente enlace podrás ver tu web en IOS y otros navegadores, eso sí, hay que registrarse
browserstack.com
No olvides que existen muchos navegadores, tendemos a pensar que todos utilizan el mismo que usamos nosotros pero nada más lejos de la realidad!
4. No mides los resultados
¿Qué es aquello que más visitan tus usuarios? ¿Qué día ha habido más visitas? ¿Qué funciona y qué no? Medir, reflexionar y actuar para tomar decisiones en base a unos datos. Google Analytics o las Herramientas para webmasters de Google son elementales para esta tarea, y quizás te preguntas por qué nos centramos sólo en herramientas Google habiendo más buscadores, pues porque Google supera el 90% en cuota de búsquedas. A no ser que quieras estar bien posicionado en Asia dónde Google es superado por Baidu (70%)  en Europa Google es el Rey.
5. Tiene mucho texto … recuerda menos es más
Hay webs casi infinitas, con menús, submenús y subsubmenús desplegables que nos llevan a páginas de eternos scrolls… el usuario quiere ver que ofreces de un vistazo. Piensa qué información es la importante, la esencial, resume, prioriza y destaca. Divide en pequeños bloques aquello que quieres contar y dale más importancia a la imagen. Nadie quiere leerse un “tocho”, recuerda utilizar los archivos PDF para que los usuarios puedan descargarse archivos con texto largos (normativas, convoctorias, etc) y que tus páginas vayan ligeras de equipaje pero ¡de punta en blanco!
Cuando se habla de usabilidad no es ni más ni menos que una web sea fácil, que se encuentre rápidamente lo que uno está buscando y una de las claves es que el contenido sea el justo, ni más ni menos.
Por ejemplo, piensa que muchas personas que te encuentran en Internet querrán contactar contigo ¡Pónselo fácil! La página de contacto debería estar siempre en el menú principal. Es verdaderamente frustrante buscar el teléfono de una empresa o saber cómo llegar a una oficina  y que sea misión imposible.

[/cm

 

6.  El diseño no está a la altura
Desde la forma de los botones, las transiciones del slide, pasando por los colores, las galerías de imágenes, el reproductor de vídeos… las posibilidades son infinitas, no te conformes con una web mediocre. Primero debemos pensar qué queremos transmitir ¿elegancia, calidad, seriedad, optimismo, creatividad? Del diseño de tu web dependerá en parte el éxito de tu negocio, no lo subestimes, compramos con los ojos.
7.  No cumple la ley
Aquí nos ponemos serios, nos estamos jugando una multa de mucho dinero por no cumplir la normativa que básicamente se divide en tres requisitos:
  • Aviso Legal: todas las webs comerciales deben incluir un aviso legal donde ponga bien claro su razón social, el CIF, una dirección física, un correo electrónico y un número de teléfono.
  • Política de Privacidad: ¿Tu  web tiene un formulario de contacto? entonces ya está obligada a anunciar que la empresa cumple con la LOPD y gestiona los datos personales con arreglo a la normativa.
  • Ley de Cookies: ¿Tienes insertado mapa de Google Maps? ¿Activado plugins de redes sociales? ¿Embebido vídeos de Youtube? Las cookies están por todas partes, y no, no nos referimos a las galletitas inglesas, tu web debería avisar de que contiene cookies y dar la opción de aceptar o no ¡Ojo! si el usuario no acepta, se deben eliminar las cookies que se hayan instalado, no vale solo con anunciarlo, cuidado con esto porque hay soluciones que son un “parche” pero no cumplen con la normativa.
8.  Tiene música por defecto
Una web con música invade nuestro espacio sin que le hayamos dado permiso, y puede ocasionar muchas molestias (de madrugada, en una biblioteca…) Si tu página requiere archivos de audio deja que sean tus usuarios los que pulsen “Play”
9. El blog no se actualiza desde tiempos inmemoriales y las RRSS brillan por su ausencia
Tiempos inmemoriales o lo que es lo mismo más de 2 meses. Para evitar que las bolas del desierto crucen por tu blog tienes varias opciones: actualizarlo o eliminarlo! pero te sugerimos que te propongas escribir con cierta periodicidad, piensa en lo que les interesa a tus clientes y ponte manos a la obra, ya sabes lo importante que es para posicionar tu página web.
Y si estás presente en las redes sociales es un delito no integrarlas en la web teniendo los enlaces a los canales de Facebook, Youtube, Linkedin, etc. Es muy interesante el plugin de WordPress “Share This” que te permite compartir, comentar y darle al me gusta de Facebook en el propio post, es el que utilizamos en este mismo blog, y también es gratis.
10. Sigue en construcción…
Si la obra está paralizada… te sugerimos que no aparezca en ningún folleto comercial, tarjeta, vídeo etc. Si tu empresa lleva años en el mercado y alguien entra en la web en construcción la impresión es que la empresa es poco seria, se deja las cosas a medias, o está falta de recursos, mucho peor si al cabo del tiempo se vuelve a entrar y el mensaje sigue siendo el mismo, por eso hasta que no esté operativa no publiques la url en ningún sitio.
Si realmente está en construcción opta por un “Coming soon” como el que te mostramos, eso sí, ¡Cumple los plazos!
Después de desgranar estos errores te damos un consejo ¡Sorprende! Cuando te expresas en una página web estás creando un dialogo con el que está al otro lado de la pantalla, ¿Por qué no hacerle un guiño? El sector al que te dedicas o la imagen que quieras transmitir determinará qué tipo de lenguaje utilices, pero intenta ser creativo, directo, usa frases cortas y sé original, a veces un poco de irreverencia e ingenio es el dardo que impacta. Recuerda que el autobombo institucional anestesia, utiliza la honestidad y el sentido del humor para construir tu discurso multimedia y al otro lado de la pantalla te lo agradecerán.
¿A qué esperas para modernizar tu página?

Leave a Reply